un titulo y una escultura universal

Allí estaban todos aquellos amigos que el destino forjó entre sonrisas, placeres, sudores, gemidos, pero lo más importante de todo LA CONFIANZA. Terminé colgada por Peter, azotada por Damián, besada por Cristina y convertida en una escultura occidental y más que ello, y pésele a quien le pese en una ESCULTURA UNIVERSAL y libre ante los ojos de las más de mil personas presentes al evento. Recordé cuando una vieja anciana me dijo: Sueña, pero sueña en grande y vuela lejos, porque cuanto más lejos vayas, más le costará a los demás alcanzarte y ahí en ese justo instante serás inalcanzable, pero deseable. Él me dejo

MIS DESEOS…

Para llevar una vida de acuerdo con las expectativas sociales, se necesita demasiado valor, el mismo valor para realizar aquello que fervientemente sientes, ese valor que necesitas tan desesperadamente para dar rienda suelta a los gritos de tus deseos más oscuros.   ¿Zambullirme en un charco?, ¿yo?, Desde mi infancia tenía miedo a ello. Charco, océano oSigue leyendo “MIS DESEOS…”

La depresión al sonar de la aurora

  El pasado se apartó dando un fuerte portazo, que hizo sacudir el polvo de cada esquina y el presente se posó de un lapo exigiendo que hiciese algo de inmediato con su vida; pero el futuro estaba ahí de pie en frente suyo, como un gran monstruo que quería devorarla y ella sin saberSigue leyendo “La depresión al sonar de la aurora”

Somos mujeres y queremos ser de color.

somos mujeres, no objetos. Hombres, hombres. Sentarte en una silla con las piernas cruzadas mientras fumas y bebes un café manteniendo un periódico en tus manos sintiéndote como aquel importante hombre formado de ego y arrogancia con total superioridad ¿qué otras cosas te podrían componer? Llegaste a casa y lo primero que hiciste fue quitarteSigue leyendo “Somos mujeres y queremos ser de color.”

Una semilla, una vida.

una vida dentro de mí. Una mañana desperté estando en la finca de mi abuelo, por aquel tiempo yo tenia apenas ocho años. Recuerdo que el frío que hacia en aquel montañoso destino fue lo que hizo que abriera mis ojos; levante las sabanas para reincorporarme, saqué un pie de la cama al terminar aquelSigue leyendo “Una semilla, una vida.”

No sabía quien era.

Debemos darnos cuenta de que en la vida es importante tanto querer aprender, como ser capaz de pedir ayuda. No todos vienen a nuestras vidas y saben cuando estamos mal, no todos saben de nuestro sufrimiento o nuestras dificultades, pero ¿cuántas personas se identifican con aquel personaje solitario y cerrado? Con ese tipo de persona […]